Policía
Category: Noticias

La meta principal de la Liga de Ciudades será unir a los alcaldes, libre de ataduras políticas, cuyo norte sea el servicio público y desarrollo de sus comunidades.

Alcaldes LIga de Ciudades

PONCE, Puerto Rico – Con la intención de promover la integración de los 78 municipios de Puerto Rico en la búsqueda de oportunidades de desarrollo y gobernanza participativa, los alcaldes de Toa Baja, Ponce, Hormigueros, Coamo, San Sebastián y Villalba estamparon sus firmas hoy en un documento oficial para dar paso a la creación de la Junta de Incorporación de la Liga de Ciudades.

“La Liga de Ciudades de Puerto Rico representa una oportunidad histórica para que las alcaldesas y los alcaldes de Puerto Rico nos unamos solidariamente en una agenda de país. Nos complace la disposición de todas y todos, y el compromiso de aunar esfuerzos para crear un frente común sin precedentes como lo es esta unión de voluntades”, expreso el alcalde de Toa Baja, Bernardo “Betito” Márquez.

La meta principal de la Liga de Ciudades será unir en una sola entidad a la totalidad de los alcaldes, libre de ataduras políticas y cuyo norte sea el servicio público y desarrollo de sus comunidades. Hoy, 16 mandatarios municipales apoyan la creación de la Liga.

“Los objetivos de esta Liga son: uno, maximizar los recurso del gobierno estatal promoviendo la descentralización de tareas y recursos hacia los gobiernos locales. Dos, promover políticas públicas a nivel estatal y federal que garantice el bienestar y desarrollo de los gobiernos locales. Tres, impulsar el compromiso cívico en todas la comunidades de Puerto Rico promoviendo nuevos modelos de gobernanza participativa, transparencia y rendición de cuentas. Cuatro, empoderar a las ciudades para acceder y maximizar adecuadamente los fondos federales y estatales. Y por último, compartir las buenas práctica y experiencias entre los gobiernos locales e internacionales, y capacitarlos en las competencias e instrumentos necesarios para afrontar los retos sociales, fiscales, de infraestructura y gobernabilidad”, enumeró la alcaldesa de Ponce, María “Mayita” Meléndez Altieri.

Por su parte, el alcalde de Villalba, Luis Javier Hernández Ortiz, indicó que, “estoy esperanzado en que sea una herramienta de ayuda adicional para la agenda municipal en beneficio de nuestra gente y el país. Especialmente en aquellos temas en que todos los 78 municipios debemos trabajar en una sola dirección”.

“Puerto Rico necesita ver resultados y pide a gritos más acción que palabras. La verdadera reconstrucción del país se hará desde los municipios”, indicó el primer ejecutivo villalbeño.

Villa Coop

La Liga de Ciudades se formalizará a través de tres grupos, compuestos por 16 alcaldes de todo Puerto Rico que trabajarán en conjunto para crear las estrategias para implementar su misión, buscar un director ejecutivo para la organización y determinar la estructura organizacional de La Liga.

Estos grupos están hoy representados por los alcaldes del Comité de Incorporación que incluye a:

  1. Bernardo Márquez, alcalde de Toa Baja
  2. María Meléndez Altieri, primera ejecutiva de Ponce
  3. Pedro Juan García Figueroa, alcalde de Hormigueros
  4. Juan Carlos García Padilla, alcalde de Coamo
  5. Javier Jiménez Pérez, alcalde de San Sebastián
  6. y el ejecutivo municipal de Villalba, Luis Javier Hernández Ortiz

Estos seis alcaldes, que forman parte la Junta de Incorporación, tendrán a su cargo alistar La Liga de Ciudades como una organización sin fines de lucro 501 (c) 3, dentro del próximo mes. Una vez incorporada La Liga de Ciudades, se efectuará la celebración a comienzos de noviembre de una asamblea con todos los alcaldes de Puerto Rico que deseen unirse a esta entidad para elegir la junta que representará la organización por los próximos dos años.

Con La Liga de Ciudades se pretende además, crear alianzas con figuras claves en Washington para avanzar la agenda municipalista a nivel federal. De hecho, ya los alcaldes locales han recibido el insumo de la fundación ‘Open Society’, quienes les mostraron una compilación de experiencias vividas por alcaldes de Estados Unidos que se vieron en la necesidad de crear entidades como ésta, a raíz de crisis en sus comunidades, como la ocurrida aquí en Puerto Rico con el huracán María.