Policía
Category: Gobierno

La auditoría señala también que en los almacenes no se llevaba el Registro Diario de Pre-Decomiso y los productos estaban desorganizados y los lotes sin identificar.

Alimentos Comedores Escolares

SAN JUAN, Puerto Rico – Irregularidades en la documentación y en la organización e inventario de los productos en almacenes de alimentos de la Autoridad Escolar de Alimentos del Departamento de Educación fueron señaladas en el informe de auditoría DA-19-03 de la Oficina de la Contraloría de Puerto Rico.

El Informe revela que la Autoridad no cumplió con varias disposiciones del Manual de Sistemas y Procedimientos de 2003. Nuestros auditores identificaron múltiples transacciones en los almacenes de Arecibo, Bayamón y Caguas, en los cuales el guardalmacén no preparaba el Desglose del Furgón (recibo), la documentación carecía de información y firmas, y en los ajustes por hurto o intercambio de lotes en el inventario no se completaba la Requisición de Ajustes de Alimentos y/o Productos. Los guardalmacenes son responsables del recibo y despacho de los productos que son distribuidos a los comedores escolares. Además, de llevar el inventario físico diario y del recibo de los productos que son devueltos al almacén por las encargadas de los comedores.

Centro Ahorros

“Examinamos 13 transacciones de productos estatales por $136,498, recibidos del 1 de mayo de 2017 al 31 de julio de 2017, y determinamos que el guardalmacén no preparó el Desglose de Furgón (Recibo) en 6 transacciones (46%) por $42,286. Para otras 6 por $94,212, no completó dicho documento en todas sus partes. Estos no contenían el número de furgón, el número de tablilla del camión, número de control, el desglose de paletas ni el número de orden”, reza el informe de auditoría.

La auditoría de tres hallazgos señala también que en los almacenes no se llevaba el Registro Diario de Pre-Decomiso, y en las casetas de predecomiso, los productos estaban desorganizados y los lotes sin identificar. Los productos de los almacenes de la Autoridad deben ser inspeccionados diariamente por el guardalmacén para determinar si están aptos para consumo. De encontrarse productos dañados, estos deben ser separados de los que se encuentran en buen estado y colocados en una caseta de predecomiso que tiene la Autoridad en cada almacén. Sobre el particular, la gerencia de la Autoridad Escolar de Alimentos no estuvo de acuerdo con el señalamiento en el informe de la Contralora. “Aunque la evidencia suministrada aparenta desorden, los productos ubicados en la caseta de pre-decomiso están segregados por productos estatales y federales para facilitar su conteo e identificación, incluyendo el número de lote”, contestó la Autoridad.

Además, se encontraron diferencias en el conteo físico de los auditores versus lo indicado en el inventario de productos que actualiza diariamente la encargada del comedor, y en un comedor se halló que la encargada no registró los productos recibidos en el formulario para ese propósito, el PR-2 Cuenta de Comestible.

Todas estas situaciones impiden a la Autoridad mantener un control adecuado y efectivo de las operaciones y propicia que se cometan errores o irregularidades. Por esto, la Contraloría de Puerto Rico emitió una opinión cualificada sobre las operaciones fiscales de la Autoridad Escolar de Alimentos del Departamento de Educación. Una opinión cualificada se emite cuando los incumplimientos individuales o en conjunto son significativos pero no generalizados.

El Informe cubre el periodo del 1 de enero de 2014 al 31 de diciembre de 2017 y está disponible en www.ocpr.gov.pr.